Peces marinos, especies difíciles de mantener en cautividad

inicio > Peces marinos > Peces marinos difíciles de mantener

Vamos a hablar de algunas especies de peces marinos que deberíamos no tratar de mantener si tenemos la oportunidad de comprarlos porque sus posibilidades de adaptación al acuario marino son nulas o mayoritariamente nulas por las propias características del animal y del acuario donde vamos a tratar de mantenerlos.

Especies de peces marinos que no deberíamos mantener por su escasa supervivencia

La euforia del aficionado neófito impide ser reflexivo con la idoneidad de ciertas especies marinas que son tratadas como especies ornamentales para el acuario marino en muchas guías cuando realmente su mantenimiento está fuera del alcance del aficionado medio. Existen muy buenos profesionales en el sector que asesoran adecuadamente y limitan la venta de estos peces, sin embargo también nos encontramos comercios que no asesoran o la hacen de modo erróneo. Estas especies nada adecuadas para mantener en cautividad proceden directamente del mar por lo que su extracción y explotación ha de ser sostenible para no dañar el equilibrio de los recursos naturales.

No conviene caer en el error de la excepción de éxito de mantenimiento porque realmente existen casos de aficionados que si han tenido y tienen éxito con algunos ejemplares en particular y durante un periodo de tiempo considerable.

Motivos principales de la no adaptación de peces marinos al acuario doméstico

Debemos entender como la no posibilidad de adaptación al acuario de un pez marino cuando la proporción de mortandad en las primeras semanas de mantenimiento es muy elevada. Factores como la dificultad de lograr el alimento adecuado resulta en la mayoría de los casos el factor fundamental. Muchos de estos peces, en especial los peces mariposa y alguna especie de peces ángel, se alimentan en origen de esponjas marinas y pólipos de coral lo que resulta muy complicado de reproducir en un acuario de tamaño medio.

Otro factor que determina la posibilidad de adaptación al acuario del pez son las condiciones en cuanto a roca viva y decoración del tanque, corrientes e iluminación. La profundidad a la que se captura en estado salvaje marca sobremanera las condiciones de mantenimiento posteriores.

No vamos a entrar en la forma de captura, lo haré posteriormente en un artículo específico, porque si se hace con venenos como el Cianuro o productos tóxicos condenan al animal a una muerte inevitable. Aunque actualmente en origen la conciencia sobre una pesca sostenible es un hecho existe todavía la posibilidad de encontrarnos algún ejemplar capturado de esta forma ilícita.

Zanclus Cornutus, Ídolo moro (Linnaeus, 1758)

El ídolo moro o Zanclus Cornutus es uno de los estandartes de la acuariofilia marina por su extraordinaria librea y la vela característica de la especie. Presenta una amplia distribución geográfica en el Indo-pacífico y es la única especie de la familia Zanclidae. Alcanza tallas máximas de hasta 23 cm y una altura considerable. No tiene una tasa de adaptabilidad alta al acuario, en algunos países europeos su venta está restringida.

Sus características morfológicas más llamativas son la extremada prolongación de la tercera espina de la aleta dorsal en forma de látigo y un hocico muy particular con una boca pequeña dotada de numerosos dientes de pequeño tamaño. Su alimentación esta especializada en esponjas y pequeños organismos incrustantes que encuentra sobre la roca viva.

Las posibilidades de adaptación al acuario pasan por tanques muy grandes con mucha roca viva de calidad, muy curada, con mucha alga coralina e invertebrados sésiles. Es una especie tímida que aceptará con el tiempo alimento congelado incluso en forma de papilla siempre que sus compañeros de acuario, mucho más vivaces, le permitan alcanzarla.

Una muy buena opción de especie alternativa con cierta similitud morfológica es la del género Heniochus (Heniochus acuminatus o pez estandarte) dentro de los peces mariposa que tiene una mayor tasa de adaptación al acuario doméstico aunque es muy sensible a la presencia de almacenamiento de compuestos nitrogenados.

El ídolo moro, Zanclus Cornutus, toda una joya de la naturaleza para el experto

El ídolo moro, Zanclus Cornutus, toda una joya de la naturaleza para el experto

Platax pinnatus, pez murciélago de cara naranja (linnaeus, 1758)

El Platax pinnatus o pez murciélago de cara naranja pertenece a la familia Ephippidae y su distribución abarca exclusivamente el Pacífico Occidental entre las islas Ryukyu y Australia. Puede encontrarse de forma asidua en el comercio especializado aunque su tasa de supervivencia sea muy pequeña. Los animales jóvenes tienen mucha demanda por presentar una librea espectacular con unas aletas dorsal y anal tan grandes como su propio cuerpo en tonalidades oscuras e incluso negras con un llamativo ribete naranja. Cuando se desarrollan, alcanzan tallas hasta los 35 cm, su librea cambia tornándose plateados con franjas negras lo que les hace perder interés desde un punto de vista ornamental. Necesitan de acuarios muy grandes con mucho volumen de agua y de cierta altura.

Los especímenes más jóvenes que durante su desarrollo viven a la protección de los manglares son más sencillos de aclimatar a la cautivad. Son peces pacíficos que se estresan con facilidad y tienen unas necesidades de alimentación muy especiales que convierten la intención de mantenerlos en acuario en algo muy complejo de lograr. En la naturaleza su dieta está formada básicamente por algas, medusas y diferentes tipos de zooplancton.

Platax pinnatus, pez murciélago de cara naranja

Platax pinnatus, pez murciélago de cara naranja

Vídeo Alfrareef You Tube

Oxymonacanthus longirostris, pez lima arlequín (Bloch&Scheneider, 1801)

El pez lima arlequín o Oxymonacanthus longirostris es una de las especies más espectaculares de la familia Monacanthidae. Originario del Indo-pacífico con una amplia distribución exceptuando el mar Rojo. Alcanza los 12 cm de talla y es una especie pacífica y gregaria.

La mayor dificultad del O. longirostris es la especialización de la dieta basada exclusivamente en pólipos de coral del género Acropora para cuya captura están perfectamente diseñado gracias a su hocico succionador. Esta especialización complica al extremo su adaptabilidad al acuario de arrecife doméstico. El acuario biotopo debe representar en lo posible su hábitat natural de arrecife poco profundo muy poblado por el coral duro comentado. Es posible que acepte alimento congelado en formar de artemia y krill de tamaño medio pero es imprescindible la presencia de Acroporas en número suficiente.

Su mantenimiento por lo comentado se hace bastante complejo con tasas de supervivencia escasas a nivel doméstico. Es más común poderlo ver perfectamente adaptado en colonias en acuarios de gran volumen en acuarios públicos.

Oxymonacanthus longirostris, pez lima arlequín, especializado en pólipos de Acropora

Oxymonacanthus longirostris, pez lima arlequín, especializado en pólipos de Acropora

Vídeo psmaulehlien You Tube

Chaetodon collare, Pez mariposa pakistaní (Bloch, 1787)

El Chaetodon collare o pez mariposa pakistaní es otra bella especie de pez de arrecife con una tasa de supervivencia muy baja en acuarios domésticos. Alcanza tallas hasta los 16 cm lo cual permite mantenerlo en instalaciones a partir de los 400 litros con mucha roca viva de mucha calidad en acuarios establecidos.

Como otros peces mariposa marinos presenta la boca proyectable lo que nos indica a las claras sus costumbre alimentarias. Es originario del Océano Indo-Pacífico Oeste desde el Golfo Pérsico incluyendo Maldivas hasta Indonesia. Los especímenes en etapa juvenil son más adecuados para tratar de adaptarlos al acuario. Es una especie tímida por lo que tardará algún tiempo en aclimatarse, se le debe ofrecer muchos refugios. Su estrés inicial lo hace vulnerable a las infecciones por parásitos y bacterias, si la infección se produce durante la etapa de adaptación sus posibilidades de supervivencia serán mínimas.

La alimentación es otro de los problemas en la fase de adaptación, se basa en pequeños invertebrados bentónicos, gusanos tunicados y pólipos en especial de especies de coral duro. Si vence su especial timidez es muy probable que acabe por aceptar alimento congelado con aporte vegetal pero podrá llegar a hacerlo siempre que los compañero de acuario lo permitan.

Chaetodon collare, Pez mariposa pakistaní

Chaetodon collare, Pez mariposa pakistaní

Holacanthus tricolor, pez ángel tricolor (Bloch&Scheneider, 1795)

Originario del Océano Atlántico occidental abarcando una gran área geográfica, desde Georgia en EEUU hasta México y Brasil. La coloración del Holocanthus tricolor es mayoritariamente un fuerte tono amarillo con una especie de triangulo oscuro de color azul negruzco entre las aletas dorsal y el nacimiento de la caudal. Esta mancha va aumentando de tamaño según madura el animal que puede alcanzar los 30 cm de longitud. La edad del animal determina en gran modo sus posibilidades de supervivencia siendo los juveniles de entre 7 y 10 cm los que parecen tener mayores posibilidades en cautividad.

La alimentación como en la mayoría de casos de estas especies poco recomendadas para tratar de maneterlas en cautividad es el factor clave. Su alimentación base la forman esponjas, algas, zoantarios y tunicados lo que complica en gran medida la dieta que podemos ofrecerles. Las posibilidades de aceptar alimentos frescos o congelados es bastante escasa.

La captura y el transporte hasta el comercio también pasa una importante factura a los animales que llegan estresados y exhaustos Esta debilidad lo hace propenso a padecer todo tipo de enfermedades y es común que muera sin causa aparente de un día para otro.

Holacanthus tricolor, pez ángel tricolor

Holacanthus tricolor, pez ángel tricolor

Pygoplites diacanthus, pez ángel real (Boddaert, 1772)

La extraordinaria coloración a base de franjas verticales blancas y azules sobre un fondo amarillo convierten al Pygoplites diacanthus, pez ángel real, en toda una maravilla cromática. Alcanza hasta los 25 cm de longitud y procede del Indo-Pacífico incluyendo el mar rojo. Los animales jóvenes presentan un ocelo negro de gran tamaño en la base de la aleta dorsal.

El P. diacanthus es bastante común de ver en los comercios por ser muy numerosos en sus zonas de origen. Sin embargo su alimentación es tan especializada que mantenerlo en cautividad es altamente complicado. Es un animal que se estresa fácilmente por lo que el acuario debe tener una gran estructura de roca viva de primera calidad donde pueda encontrar las esponjas y los tunicados de los que se alimenta. Acepta alimento fresco y congelado con aporte vegetal pero es difícil que llegue a alcanzarlo en compañía de otros animales más vivaces y más rápidos.

La procedencia del animal marca las posibilidades de superviviencia en el acuario marino. Los especímenes originarios de Filipinas e Indonesia no presentan tasa de supervivencia. Los originarios del mar rojo presentan una tasa se supervivencia mayor. Las técnicas de captura tienen incidencia en esta considerable diferencia.

Su mantenimiento en un acuario de arrecife puede ser parcialmente viable si es un animal acostumbrado al alimento que podamos aportarle pero presenta una clara incompatibilidad con nuestros invertebrados sésiles.

Pygoplites diacanthus, pez ángel real

Pygoplites diacanthus, pez ángel real

Vídeo lalela 18 You Tube

Rhinomuraena quaesita, Morena cinta (Garman, 1888)

La distribución de esta colorida morena es el Océano Indo–Pacífico. La espectacular coloración de fuerte color azul y tonos amarillos junto a su forma y particular comportamiento la convierten en una especie habitual en el comercio. Sin embargo su tasa de supervivencia es casi nula. Es una especie hermafrodita que realiza un espectacular cambio de coloración de juvenil a adulto. La Rhinomuraena quaesita presenta una tonalidad negra con la aleta dorsal amarillo en estados juveniles madurando siempre en primera lugar a macho variando la coloración a azul con la cara amarilla. Después la transformación a hembra supone un nuevo cambio de librea mayoritariamente amarilla con la aleta anal negra.

La R. quaesita puede alcanzar tallas hasta los 130 cm en estado salvaje. Su tasa de supervivencia en cautividad no alcanza el mes en la mayoría de los casos. La razón como en todos los casos que estamos comentando de especies de peces marinos no adaptables a cautividad la tiene su dieta que está compuesta de pequeños peces lo que complica mucho su adaptabilidad. Otro motivo mayoritario de muerte es que es una especie escapista y salvo que tengamos un acuario especialmente preparado logrará por acabar fuera del acuario.

Rhinomuraena quaesita, Morena cinta

Rhinomuraena quaesita, Morena cinta

Chelmon rostratus, pez mariposa de nariz alargada (Linnaeus, 1758)

Sin duda el Chelmon rostratus es uno de los peces mariposa marinos que cuenta con más seguidores. Su espectacular librea en forma de rayas verticales naranjas sobre fondo blanco, su morro prominente y la mancha negra redonda que presenta en su cuarta franja vertical para confundir a los potenciales predadores lo convierten en un llamativo animal irresistible para muchos aficionados. Su zona de distribución es muy amplia estando presente en toda la barrera coralina de Oceanía.

Sin embargo y como sucede con muchos peces mariposa la alimentación del C. rostratus es complicada. Su boca en forma alargada nos hace intuir que se alimenta buscando pequeñas presas entre las cavidades de la roca viva y los corales. Por tanto sólo puede ser mantenido en instalaciones con mayoritaria presencia de roca viva de gran calidad a cuya población de pequeños invertebrados se alimente con frecuencia con fitoplancton y zooplancton.

Muchos Chelmon admiten la comida congelada desde un primer momento, tanto artemia como krill. Sin embargo esta dieta no es completa y no podremos sacarlo adelante sin el alimento natural en forma de pequeños invertebrados que encuentre por el acuario. El adelgazamiento de la cabeza indica el final próximo del animal, algo que no podremos detener y terminará con su muerte. Personalmente sólo me decantaría por la especie en acuarios a partir de los 500 litros con mucha roca viva de primera calidad.

Chelmon rostratus, pez mariposa de nariz alargada

Chelmon rostratus, pez mariposa de nariz alargada

Leer más artículos sobre especies de peces para el acuario marino
Especies de peces para el acuario marino

También te puede interesar:

Los derechos de autor de todas las fotografías pertenecen a sus dueños originales. Se publican indicando el autor con intenciones divulgativas. Si algún autor siente dañados sus derechos de autor que se ponga en contacto con nosotros para proceder a retirar la imagen

Summary
Review Date
Reviewed Item
Peces marinos, especies difíciles de mantener en cautividad
Author Rating
41star1star1star1stargray

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.