Carasios telescopio, la variedad más resistente de Goldfish

inicio > Peces de agua fría Goldfish > Peces telescopio

Los peces telescopio son una de las de variedades más resistentes de peces dorados o Goldfish que presentan sus ojos modificados, otras variedades de las que ya hablaremos en próximas entregas serían los peces ojo de burbuja o los miracielos también llamados celestiales.

Carasios telescopio, la variedad más resistente de Goldfish

Los peces telescopio pertenecen a la familia de los Carasios. Su origen es China aunque tienen mucho protagonismo dentro de la acuariofilia en Japón donde se les conoce como Demekin. El peso de los criadores nipones plantea la posibilidad de barajar al Demekin como una subvariedad de los peces telescopio por las características propias de los ejemplares criados pero casi todos los expertos en peces dorados los desmienten.

Los peces de agua fría de la variedad de ojos telescópicos presentan su idiosincrasia precisamente en esta alteración genética que proyecta sus ojos en forma de globo hacia el exterior. Cuanto más simétrica e igualadas sea esta proyección mayor valor tiene el animal.

Existen tres formas mayoritariamente aceptadas en la forma de los ojos de estos peces de agua fría: esféricos, redondos y ovalados.

Goldfish telescopio, variedad black moor

Goldfish telescopio, variedad black moor

Los cánones de la variedad exigen que el pez posea un cuerpo corto y en forma de globo aunque resulta muy común encontrar ejemplares con el cuerpo con forma ovalada o en forma de huevo. Los cánones de los puristas también exigen que las aletas deben ser dobles o gemelas con excepción de la aleta dorsal. La doble aleta caudal debe ser cuatrilobulada terminando siempre de modo redondeado con la mayor anchura posible.

En realidad estos cánones sólo hacen referencia a patrones de concurso. Es habitual encontrar peces sin la aleta caudal doble o sin forma redondeada .

La talla máxima que alcanzan los Carasios de agua fría con la variedad telescópica es de 15 cm.

La coloración de los peces telescopio de agua fría es muy variada. Existen patrones excepcionales como el rojo o o el blanco aunque lo más común es la tonalidad naranja en sus diferentes intensidades, el negro y la variación panda.

Existe un segundo patrón de coloración denominado el bicolor. Dentro de este patrón existen múltiples posibilidades que entremezclan el rojo y blanco, con poca frecuencia, rojo y negro, amarillo y negro. La coloración bicolor panda tiene un punto y aparte ya que es por lo general la más habitual. En esta variedad los peces presentan los ojos y aletas en color negro y el cuerpo en color blanco lo que le dota de una maravillosa presencia.

El último patrón de coloración sería el multicolor. En esta subclase el pez más popular es el telescopio Calico. Se denomina de este modo a aquellos ejemplares que presentan tres o más colores principales en su coloración. Estos telescopios Calicos presentan manchas oscuras y negras distribuidas de forma irregular.

Goldfish telescopio, variedad Calico

Goldfish telescopio, variedad Calico

De entre todas las posibilidades de coloración de los peces telescopio sin duda el más aceptado es el moro negro o black moor. Es la variedad con mayor número de ejemplares vendidos anualmente. En el pasado se asociaba la coloración totalmente negra exclusivamente a las variedades de peces telescopio pero en la actualidad y aunque no sea de forma generalizada se pueden encontrar variedades de Carasios de esta tonalidad por ejemplo dentro de los ojos de burbuja, Orandas y cabezas de león.

En Japón donde se procesa una verdadera devoción por esta variedad de tonalidad negra se valora que su coloración sea lo más cercana a la tonalidad del carbón y se presente de forma aterciopelada. A estas particularidades de exquisitez se les denomina Kuro Demekin. Después con la edad esta variedad tiende a modificar su tonalidad en la zona ventral hacía el cobrizo, crema, amarillento y excepcionalmente el blanco. Los ejemplares puros y algunas rarezas siempre que mantengan los estrictos cánones de la variedad alcanzan precios en el comercio que no está al alcance de todo el mundo.

La variedad de telescopio Moro negro es la que más formas distintas presenta en su aleta caudal, pudiendo presentar múltiples modalidades incluyendo aletas en abanico, de velo, forma trilobulada, sencillas y algunas más.

Los Moro negro o Black moor son peces telescopio muy resistentes capaces de aguantar durante un largo periodo de tiempo en instalaciones inhumanas como son las peceras redondas con defectuoso intercambio de gases. Su resistencia es tal que es la única variedad viable para mantener en estanques exteriores siempre que el clima no sea excesivamente extremo.

Mantenimiento en acuario de peces telescopios

Como ocurre en todas las variedades de la familia Carasio el volumen de acuario que debemos ofrecer es considerable. No inferior a los 30 litros por ejemplar y siempre el acuario rectangular o cuadrado para beneficiar el intercambio gaseoso. Es importante mantener esta media de litros por ejemplar para darles la mayor calidad de vida posible a nuestros ejemplares.

La filtración como para todos los Carasios deberá ser muy eficaz. Algunas variedades como las que nos ocupa no son buenos nadadores por lo que trataremos de limitar la turbulencia que genere el retorno del caudal del filtro.

La variedad telescopica son peces con una sensibilidad extrema en sus ojos. Por ello debemos tratar de eliminar de la decoración de nuestro acuario toda decoración que por sus aristas o formas afiladas pueda poner en peligro la integridad de nuestros peces.

Variedad Panda del género Carasio variedad peces telescopio

Variedad Panda del género Carasio variedad peces telescopio

Los valores físico-químicos del agua son pH ligeramente áciada a ligeramente alcalina 6,8º a 7,2º. Dureza total (dGH) entre 7 y 10, dureza de carbonatos (Kh) entre 5 y 8 y temperatura sobre los 19 y 23ºC.

Es necesario efectuar cambios regulares de agua aproximadamente de un 20% a la semana. Este es un objeto de debate, los cambios parciales benefician en mucho la salud y aspecto general de nuestros animales. Si tardamos mucho en realizar cambios de agua conviene no realizarlos de mucho volumen, los peces, generalizo, se adaptan paulatinamente a las condiciones oxidativas y acidificantes del medio. Lo que no toleran de igual modo son los cambios bruscos en las condiciones químicas o físicas. Debemos tener siempre presente que los peces son agua al 100% y la osmosis inversa que realizan a través de su cuerpo, alterando su equilibrio, es de vital importancia.

La decoración del acuario de Carasios siempre ha sido un tema de debate. Personalmente soy partidario de colocar plantas naturales en acuarios de Goldfish. Las plantas naturales siempre aportan más que lo que restan y la apariencia de nuestra instalación será más natural. Géneros como Cabomba, Elodea y Miriophyllum son plantas adecuadas para entornos de aguas más frías. Otras plantas resistentes como las cebollas de agua del género Crinum también serán adecuadas.

La alimentación es otra de las claves para el mantenimiento óptimo de cualquier variedad de Goldfish. La calidad y la variedad debe ser nuestra máxima. Estas especies de clara vocación omnívora aceptan casi cualquier tipo de alimento. Es mejor ofrecer granulados que escamas para no dañar sus vejigas natatorias. El aporte vegetal es clave en la alimenteción de Carasios. En ésto último si podemos ayudarnos de escamas o pellets especiales vegetales o ofrecerles preparados caseros con presencia de espinacas o guisantes cocidos por ejemplo.

No es recomendable abusar el alimento congelado muy proteico tipo tubifex o larva roja de mosquito. Podemos ofrecerlo esporádicamente y será celebrado por nuestros animales. La no sobrealimentación es crucial para que nuestros animales luzcan su mejor estado de salud. Animales adultos pueden sobrevivir perfectamente con una toma diaria. Animales jóvenes podemos dividir la toma en varias diárias.

La esperanza de vida de los Carasios en todas sus variedades en acuairo es en torno a los 8 o 10 años.La esperanza de vida de los Carasios en todas sus variedades en acuairo es en torno a los 8 o 10 años.

Si logramos darles un medio y una alimentación adecuada nuestros peces telescopio vivirán muchos años. Su esperanza de vida en acuario es en torno a los 8 o 10 años.

La ceguera en los GoldFish de la variedad telescopio

Los especialistas en esta variedad de peces de agua fría nos informa de que estos peculiares peces sufren de una limitación en la vista que se acentúa con la edad. La gravedad de la minusvalía puede llegar incluso a casos de ceguera total. Según diversos autores los primeros síntomas de esta ceguera se producen en los primeros año de vida mucho antes de generar los enormes globos oculares por los que reciben el sobrenombre.

Este degeneración visual en los Goldfish de la variedad telescopio no está probada por lo que no se debe tomar como cierta. Lo que si nos dice la esperienca es que son sensibles a una iluminación muy potente por lo que sería conveniente mitigarla con menos watios de iluminación o al menos con plantas flotantes que tapicen la penetración lumínica.

También te puede interesar:

Los derechos de autor de todas las fotografías pertenecen a sus dueños originales. Se publican indicando el autor con intenciones divulgativas. Si algún autor siente dañados sus derechos de autor que se ponga en contacto con nosotros para proceder a retirar la imagen

Regresar al inicio del artículo  Ir arriba del artículo

Summary
Review Date
Reviewed Item
Carasios telescopio, la variedad más resistente de Goldfish
Author Rating
41star1star1star1stargray
2 pensamientos en “Carasios telescopio, la variedad más resistente de Goldfish

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.