Corales cuero, Sarcophyton, Lobophyton, Sinularia

inicio > Corales blandos > Corales cuero

Los corales cuero son unos invertebrados sésiles que por su resistencia, fácil mantenimiento y reproducción están casi siempre presente en todo acuario marino de arrecife que se precie. Tanto para nivel principiante como para nivel avanzado.

Corales cuero, Sarcophyton, Lobophyton, Sinularia

Bajo esta denominación podemos encontrar un buen número de especies. No obstante ceñiremos el artículo a aquellas más populares y con mayor valor ornamental.

Tomaremos como punto de inicio la dificultad en poder determinar la especie real que mantenemos o aspiramos a mantener. La verdadera identificación se consigue a través de un exhaustivo estudio de sus pequeñas espículas calcáreas presentes en su esqueleto.

Los tres géneros más comunes, dentro de la familia Alcyonaide, son el género Sarcophyton, el género Lobophyton y la Sinularia.

Los corales cuero son unos invertebrados sésiles que por su resistencia, fácil mantenimiento y reproducción están casi siempre presente en todo acuario marino de arrecife que se precie.

Los corales cuero son unos invertebrados sésiles que por su resistencia, fácil mantenimiento y reproducción están casi siempre presente en todo acuario marino de arrecife que se precie.

Condiciones generales de mantenimiento de corales cuero en el acuario

El grupo de corales cuero no necesita unas condiciones acuáticas muy extremas para poder sobrevivir. De hecho pueden hacerlo en condiciones acuáticas de degradación donde otras especies sucumben, por ejemplo arrecifes expuestos a una alta concentración de residuos orgánicos o zonas de arrecife que quedan mucho tiempo emergidas por las mareas.

Controladores automáticos de Ph y sistemas hidropónicos Prosystem Aqua

Publicidad: Controladores automáticos de Ph y sistemas hidropónicos Prosystem Aqua

Lo único que no toleran es el cambio drástico de los parámetros acuáticos. Son capaces de tolerar importantes cambios por ejemplo en la salinidad o concentración de fosfatos o sustancias nitrogenadas pero no lo harán súbitamente.

Mantener preferiblemente con ph altos en torno a 8,3 o 8,4 grados. Densidad entre 1022 y 1024. Carbonatos (Kh) entre 8 y 10º, Calcio 400-450 mg/litro. Nitritos 0, Nitratos por debajo de 60 mg/litro, fosfatos por debajo de 0,25 mg/litro. Temperatura entre 24-27ºC.

Los corales cuero necesitan que añadamos al acuario con mucha regularidad fuentes de yodo y estroncio para garantizar su desarrollo. Durante la formación de sus espículas utilizan masivamente estos elementos. No mantener con macroalgas como las Caulerpas porque capturan a mucha velocidad los elementos traza disueltos.

Hay que tener especial cuidado con la filtración química por ejemplo en el uso del carbón activo que retiene elementos traza esenciales para el desarrollo de estos invertebrados. No emplear más de 3-5 días al mes el carbón activo en el filtro. Un Espumador sobredimensionado también es beneficioso para su desarrollo al eliminar gran parte de desechos nitrogenados y acumulación de fosfatos.

Controladores automáticos de Ph y sistemas hidropónicos Prosystem Aqua

Publicidad: Seguros para acuarios y terrarios

Alimentación en acuarios de los corales cuero

Los corales cuero presentan una gran cantidad de algas simbiontes zooxantelas que les son fundamentales en su alimentación. Esto debe indicarnos dotar a nuestro acuario de la iluminación adecuada para potenciar el desarrollo de estas algas. Si tenemos controlado los compuestos nitrogenados y fosfatos que alimentan a las algas y organismos unicelulares lo más adecuado es poner iluminación con mayor intensidad en la tonalidad roja del espectro. No colocar iluminación por encima de los 12000º kelvin que impedirán que las algas se desarrollen.

Ya no es tan común encontrar acuarios con bombillas de halogenuro o HQI. Si fuera todavía el caso debemos adaptar paulatinamente a nuestros animales a este tipo de iluminación para no quemar con las radiaciones UV.

Aunque no tengan como base de la alimentación las capturas beneficiaremos a la instalación en general la adicción 2 o 3 veces por semana de compuestos alimenticios para invertebrados filtradores. Incluso nauplios de artemia.

Sarcophyton elegans

Sarcophyton elegans

Características especiales del mantenimiento en acuario, corales blandos

Una de las particularidades más especiales de los corales cuero es la muda de la piel, algo que sorprende una y otra vez al aficionado recien llegado. Esta muda se realiza periódicamente cada 15 días aproximadamente. Es por tanto importante garantizar una circulación suficiente para poder remover la piel desprendida e impedir que los pólipos queden ahogados por la propia piel no desprendida. Estos taponamientos por piel no desprendida pueden generar infecciones bacterianas.

Los corales cuero no son especialmente tóxicos pero si generan una sustancia que vierten con el objeto de controlar las plagas de algas que los acechan. Estas poluciones no sólo afectan a algas del tipo diatomea sino también a colonias bacterianas.

Estos compuestos químicos que desprenden nuestros invertebrados afectan a otras colonias vecinas obre todo de coral duro y especies de pólipo como la Xenia. Ante esta realidad lo más adecuado es guardar cierta distancia entre individuos.

Un factor especial que tuve la suerte de poder observar con mi primer Sarcophyton de pólipo larguísimo fue el observar como especies de peces payaso realizan simbiosis con el invertebrado como si de anémonas se tratase. El coral en un primer momento retrae el pólipo ante el contacto pero con el paso de los días se acostumbra y puede llegar a ser base para la puesta de los peces.

Durante la compra es importante que observemos a los animales que vamos a seleccionar. Cualquier tipo de mancha de coloración amarillenta debe darnos la voz de alarma. Siempre es buena señal que los pólipos del animal se encuentren abiertos en su máximo esplendor sin mostrar mal aspecto el coral y sin que esté en época de muda.

Una vez comprado conviene hacer un estudio preciso de la base rocosa para evitar la entrada de plagas como por ejemplo de nudibránquios que comentó en el siguiente apartado. También debemos eliminar las colonias de algas que pudiera transportar. Recién instalados es normal que nuestros corales pasen algunos días sin mostrar los pólipos. Debemos observar su coloración. Si esta adquiriera una tonalidad especialmente cerúlea deberemos trasladarlo a otra ubicación del acuario hasta dar con la más indicada. Una vez encontrada esta ubicación ya no deberemos moverlo más porque les afecta realmente.

Sarcophyton ehrenbergi

Sarcophyton ehrenbergi

Enfermedades y predadores de nuestros corales cuero

Entre la fauna que puede ser una amenaza para la supervivencia de nuestros corales podemos enumerar un largo listado de individuos. Los peces mariposa sin duda son un claro peligro para las colonias de pólipos. Los camarones mantis pueden cavar un refugio con nefastas consecuencias en el piel del coral. Otra elemento, quizás el más peligroso, son los nudibránquios que entran en el acuario sin control junto a la roca viva o en la base de otros corales. Por lo general sorprendemos a estos moluscos en el cristal del acuario pero debemos controlar a aquellos corales que lleven mucho tiempo sin mostrar el pólipo. Un pequeño truco que puede delatar que algo no va bien en nuestra colonia y puede estar afectada de nudibránquios es la acumulación de espículas en la base del coral.

Los gusanos de fuego también son una amenaza parasitaria de importancia en el acuario, no sólo para nuestra colonia de coral blando. Los gusanos de fuego pueden llegar a vaciar por dentro el pie que sujeta al coral.

Otra amenaza son las planarias. Podemos distinguirlas porque tiene una forma de hoja rectangular parduzca de unos milímetros. Su presencia en masa sobre el invertebrado sésil en sí no es causa de muerte porque no se alimenta de sus tejidos pero si provoca irritaciones en la piel. El mantenimiento de especies de peces como el Pseudocheilinus hexataenia, para los anélidos y el Synchiropus picturatus para las planarias son muy beneficiosos para etapas iniciales de la afección además de dotar al acuario de dos especies majestuosas. Especies a las que dedicaremos en un futuro sendos artículos.

La mayor causa de mortandad de los corales cuero son las infecciones bacterianas que generan necrosis en el tejido. Estas infecciones son expansivas por lo que debemos observar si la piel de nuestro animal presenta manchas irregulares. Colores azufrados o amarillentos en el tejido nos indica la afección y muerte del tejido por la acción bacteriana y la aparición de la necrosis. Siempre es conveniente llegado a este extremo optar por mutilar la zona con unas tijeras e impedir que la infección siga avanzando. Como en todos los acuarios la observación es vital para adelantarse a la acción de la patología.

Sarcophyton tenuispiculatum

Sarcophyton tenuispiculatum

Reproducción artíficial. Esquejado de Sarcophyton, Lobophyton y Sinularias

Este grupo de invertebrados sésiles tiene una extraordinaria capacidad de regeneración siempre que las condiciones de mantenimiento sean las adecuadas. Esta capacidad se emplea como es lógico para propagar la especie de forma reproductiva.

Como tenemos en mente, cuando introducimos a un coral de este tipo tenemos previsto una dimensiones de desarrollo para no colisionar en el desarrollo de otras especies. Sin embargo y con el tiempo nos damos cuenta que el tamaño que alcanzan supera todas nuestras previsiones. Ante este grave problema tenemos dos opciones, la de regalar o vender a nuestro animal o dividirlo en fragmentos para reproducirlo. Esta división que se materializa en esquejes permite obtener un nutrido número de ejemplares sanos que se adaptan a la perfección a la vida en acuario.

Los puntos básicos para el esquejado de corales cuero son:

  • La calidad del agua que debe ser lo más cercana a los parámetros indicados. El corte debe producirse en ejemplares con el pólipo retraído pero sin estar el animal en fase de muda.
  • Emplear la herramienta adecuada: Hojas de cutter o bisturís desinfectados. El corte se realiza siempre desde el centro de la corona hacia el exterior. El corte debe incluir el corte del pie del coral en idéntica proporción. Durante la fase de fragmentación el coral desprenderá algunos fluidos que pueden llegar a ser tóxicos por lo que resulta de interés realizarla fuera del acuario de mantenimiento donde mantengamos otros invertebrados sésiles en las proximidades. Toda la operación se debe realizar de forma sumergida. Una vez realizado la fragmentación la corriente de agua resulta fundamental para eliminar desechos y potenciar la cicatrización. La corte final de la base del animal se debe realizar una vez haya cicatrizado la parte superior de la corona. En torno a la semana. La fijación del pie con el fragmento se realizará a una nueva roca ayudándonos de una goma elástica. Se puede emplear también un palillo como base de agarre para la goma que atraviese el pie.
Lobophyton sp.

Lobophyton sp.

Especies más comunes de corales cueros para nuestro acuario

Género Sarcophyton

Sin duda es muy reconocible y llamativo por su forma de seta, en especial con los pólipos retraídos. Poseen un pie poderoso que sustenta la copa que recibe el nombre de Mesogloea. Este ancho pie está formado por proteínas, fibras de colágeno y espículas calcáreas lo que forman su verdadero esqueleto. Esta columna central es poderosa y permite resistir la posición al animal frente a fuertes corrientes.

Las espículas calcáreas son pequeñas estructuras compuestas mayoritariamante de calcio. Su distribución no es homogénea por la base del coral pero se masifica en la zona que sustenta la seta y permite mantener erecto el conjunto coralino.

En la zona superior, en la corona del coral, podemos distinguir claramente los pólipos que pueden medir entre 1 y 4 cm dependiendo de la especie y la corriente a la que hagan frente. La estructura de la corona se divide en 8 brazos ondulados que permiten circular el agua hacía el interior del coral. Entre estos pólipos también podemos distinguir unos abultamientos que funcionan como sifones para la circulación del agua por el coral,

Sarcophyton elegans

Originario de las Islas Fiji y Tonga. Alcanza tallas de hasta 25 cm. En el mar alcanza tamaños muchísimo más grandes. Sus pólipos son cortos no superando los 10 mm de largo. Su coloración en general es amarillo vivo aunque podemos encontrar ejemplares de tonalidades verde brillante. Es quizás la especie más delicada del género adecuada sólo para tanques muy maduros con parámetros estables. Necesita de corrientes generosas y una iluminación potente. Es una de las especies de Sarcophyton menos tóxicas.

Sarcophyton ehrenbergi (Verseveldt, 1982)

Originario del océano Indo-pacífico siendo muy numeroso en el Mar Rojo y en el Océano Índico. Como las otras especies del género es habitual poderlo encontrar formando grandes colonias. Tamaño en acuario hasta los 25 cm. Es una especie de rápido crecimiento que puede alcanzar tallas en estado salvaje de hasta 40 cm. Sus pólipos son bastante grandes de hasta 25 mm de longitud. Su coloración mayoritaria es amarronada con mayor o menor intensidad dependiendo del número de algas zooxantelas. Algunos individuos pueden mostrar tonalidades amarillas hasta doradas.

Realiza los cambios de muda en periodos de tiempo muy cortos por lo que nos mostrará los pólipos extendidos mucho más tiempo. Es originario de zonas profundas por lo que podemos tardar en encontrar el lugar más indicado de nuestro acuario para mantenerlo. Es una especie que podemos mantener incluso en el sustrato porque le gusta esta situación y se adhiere con mucha facilidad a las arenas o gravas.

Sinularia dura

Sinularia dura

Sarcophyton tenuispiculatum (Thomson & Dean, 1931)

Especie distribuida a lo largo de todo el Océano Indo-Pacífico. Es una especie de mayor tamaño que puede alcanzar hasta los 50 cm de diámetro lo que afecta a las colonias vecinas por la sombra que proyecta. Es importante elegir bien su asentamiento definitivo para no provocarle estrés con traslados innecesarios. Los pólipos de esta especie rondan los 15 mm. No suele mostrar la parte final del tentáculo del pólipo por lo que en general la final de la punta es redondeada.

Su coloración mayoritaria es marrón con tintes anaranjados. Su píe es estremadamente grande por lo que resulta muy difícil despegarlo una vez adherido a la roca. Intentarlo puede originarle graves desgarros. Se trata sin duda de una especie adecuada para acuarios de tamaño medio tirando a alto.

Género Lobophyton

Lobophyton sp

En las especies de este género el píe de sustentación o columna desaparece quedando relegado a la única función de sujeción del coral al sustrato elegido. Los Lobophytum son distinguibles por mostrar su cuerpo en forma de protuberancias que simulan dedos. Esta similitud determina el nombre común por el que se les conoce.

Como el resto de especies comentadas está distribuido por el Océano Indo-Pacífico. No alcanza alturas de importancia. En torno a los 12 cm. Sin embargo se reproduce y se expande de forma incrustante pudiendo llegar a ocupar áreas de importancia. Sus pólipos rondan los 10 mm de tamaño. Los colores del pólipo son muy distintos entre ejemplares pudiendo llegar a ser totalmente blancos.

Los Lobophyton sp presentan una gran tonalidad de coloraciones pudiendo variar del marrón al amarillo. Se suelen denominar como Lobophyton sp por la dificultad de identificar la especie concreta. Pueden llegar a confundirse con Sinularias. Los cuidados generales serán los mismos que para las especies de Sarcophyton comentadas. El esquejado del Lobophyton debe efectuarse en los dedos de la ramificaciones coralinas en la zona exterior del animal. Pondremos atención de coger un trozo de base para facilitar el agarre del animal a una nueva roca.

Sinularias 

Es un género totalmente diferente a los dos anteriores no presentando figura arbórea. La piel de las Sinularias se reduce a la mínima expresión pudiendo confundirse con la corona que sustenta la estructura como en el caso de los Sarcophyton. El aspecto de la Sinularia nos recuerda al de una hoja seca. Los pólipos se muestran muy dispersos en el borde irregular que presenta su estructura.

Sinularia dura (Pratt, 1903)

Antiguamente se denominaba al a especie Lobophytum crassum. De misma distribución que las anteriores especies. Su crecimiento es expansivo en anchura y no en altura. Suelen doblar el tamaño que encontramos en el comercio cuando los adquirimos. Los pólipos son cortos de entre 4-5 mm y se muestran por el perímetro exterior del animal. La coloración es marrón aunque puede presentar diferentes tonalidades intermedias hasta el dorado.

Es común que muestre transparencias en las partes superiores del tejido permitiendo ver las espículas. Es una especie que tarda en adaptarse por lo que es mucho menos demandada que las especies anteriores. Los ejemplares disponibles en el comercio nunca van a mostrar el potencial de desarrollo que puede observarse en colonias asentadas. Requiere de una iluminación potente y fuerte corriente. Su esquejado se realiza seccionando una de sus hojas.

También te puede interesar:

Más artículos sobre Corales blandos y corales duros para el acuario marino

Los derechos de autor de todas las fotografías pertenecen a sus dueños originales. Se publican indicando el autor con intenciones divulgativas. Si algún autor siente dañados sus derechos de autor que se ponga en contacto con nosotros para proceder a retirar la imagen.

Regresar al inicio del artículo  Ir arriba del artículo

Summary
Review Date
Reviewed Item
Corales cuero, Sarcophyton, Lobophyton, Sinularia
Author Rating
41star1star1star1stargray

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.